Una buena película dedicada para adultos mayores siempre viene acompañada de escenas que reflejan valores y recuerdos, las películas que están dirigidas a ellos les permiten recordar momentos del pasado, vivir más el presente y observar el mundo desde nuevas perspectivas.

Usualmente, las personas de la tercera edad suelen sentirse solas o aisladas. Sin embargo, esto podría cambiar si acuden con regularidad a las jornadas de cine debido a la posibilidad de socializar con los demás beneficiarios. Hablar sobre la trama de una película con alguien más siempre crea vínculos.