La vacunación es considerada como una práctica positiva y eficaz para la prevención de enfermedades y un elemento clave dentro de la medicina preventiva. Las vacunas protegen a las personas frente a ciertas enfermedades infecciosas graves, y potencialmente mortales, como: gripe, difteria, tétanos, sarampión, parotiditis, etc.

Son preparaciones farmacéuticas que contienen agentes que simulan a los microorganismos causantes de una enfermedad, en forma debilitada, atenuada o inactivada y se administran con la finalidad de que el organismo los conozca, para que pueda producir anticuerpos y activar la respuesta del sistema inmunológico, así, guarda información que le ayuda a saber cómo atacar diversas enfermedades infectocontagiosas provocadas por virus, bacterias y/o parásitos.

En el pasado muchas personas morían por enfermedades que hoy en día pueden prevenirse, por ello el Programa de Salud Rural Integral – Occidente se preocupa por la salud de la población ayudando con la vacunación gratuita en general.